Pasar al contenido principal
Informe
BREXIT: ESTADO DE LAS NEGOCIACIONES (27 nov–4 dic)
Continúa el bloqueo en las tres cuestiones clave - Aumenta la desconfianza de Bruselas tras las últimas acciones del Gobierno británico – Presión de Alemania y de Francia en defensa de sus intereses
BREXIT: ESTADO DE LAS NEGOCIACIONES
  • El equipo ha continuado esta semana con las negociaciones en Londres.
  • Michel Barnier ha confirmado que las cuestiones clave siguen bloqueadas:
    • Competencia justa: la UE quiere que el Reino Unido se comprometa a que su legislación en áreas como ayudas de Estado, estándares sociales o laborales o la fiscalidad estén “alineadas” con las comunitarias. Para que no haya distorsiones en el mercado.
    • Pesca: La UE quiere mantener una relación lo más parecida a la actual, mientras que Londres apuesta por negociar anualmente las cuotas con los países del bloque. Aunque el Gobierno británico flexibilizó su postura, la oferta europea fue calificada de “irrisoria” en un primer momento por un funcionario británico. También se ha puesto sobre la mesa negociar según el tipo de captura. O según el “apego zonal” de la especie.
    • Gobernanza: acordar el mecanismo de solución de posibles controversias en el marco del futuro acuerdo post-Brexit. Un tribunal para arbitrar las diferencias.
  • En la recta final, el nivel de coordinación regulatoria que piden los europeos sigue sin convencer a los británicos. Y hay debate entre congelar o no las negociaciones hasta el inicio de 2021. Según un diplomático “no es el calendario el que debe dictar la ley, sino la sustancia”.
  • La perspectiva de alcanzar un acuerdo se aleja cada vez más y la “desconfianza” del bloque comunitario no ha hecho más que aumentar con las últimas noticias relacionadas con la ley del mercado interno de Boris Johnson y la aprobación ultrarrápida de la vacuna contra el Covid-19 de Pfizer / BioNTech, interpretándose como una maniobra que puede dar pie a un dumping social a favor del Reino Unido.
  • Por otro lado, se apunta a que Alemania podría ejercer presión para llegar a un acuerdo sí o sí, aunque no se alcance consenso con la pesca.
  • Postura británica (según The Guardian):
    • Los británicos acusan a Francia de ejercer presión a última hora y endurecer la postura negociadora del bloque comunitario. Por ello, no se descarta una reunión de arbitraje entre Boris Johnson y la presidenta de la Comisión, Von der Leyen.
    • El ministro de Exteriores irlandés dijo que había muchas posibilidades de llegar a un acuerdo en unos días. Descartó esperar hasta 2021 para reanudar conversaciones.
    • La secretaria de prensa de Boris Johnson dijo que estaban esperanzados de poder llegar a un acuerdo, pero al mismo tiempo “seguro” de que las conversaciones fracasarían.
    • UK ha rebajado sus exigencias pidiendo a las flotas pesqueras de la UE que entreguen hasta el 60% del valor de lo que obtienen en aguas británicas, pero esto ha sido rechazado por la UE, que pretendía retener el 80%.
  • Reacciones de la diplomacia europea.
    • Según diversas informaciones, los socios de la UE advirtieron esta semana a los negociadores para que no perdieran los nervios.
    • Los diplomáticos europeos mostraron su preocupación por el hecho de que el equipo de Michel Barnier estaba bajo demasiada presión para firmar un acuerdo, y corría el riesgo de ceder en los principios mantenidos durante mucho tiempo.
    • Algunas voces dicen que es la primera vez que hay una muestra de desunión en el bloque europeo, que se ha mantenido fuertemente unido hasta ahora.
    • “Hay una creciente inquietud entre los estados miembros de que la presidenta de la Comisión, Ursula von der Leyen, incitada por Alemania o no, está haciendo lo que sea para conseguir un acuerdo", dijo un diplomático de la UE que conoce de cerca las conversaciones.
    • Otro diplomático dijo que la Comisión Europea recibió una "seria advertencia" de Francia de que estaba haciendo concesiones peligrosas en líneas de negociación claves "que arriesgaban con dividir a los estados miembros".
    • Fuentes europeas afirman que no hay posibilidad de entendimiento en el corto plazo, ya que los británicos siguen una estrategia de tipo “ideológico y propagandístico”. Pero confían en que el aislamiento de Reino Unido, tras la derrota de Donald Trump, les lleve a adoptar cierto “pragmatismo en la recta final de la negociación”.
  • El gobierno británico:
    • Dijo este martes (1 diciembre) “no hay tiempo que perder” para que las empresas se preparen para el fin del período de transición con profundos cambios, incluso con un acuerdo.
    • “El Primer Ministro ha sido claro en el hecho de que estamos dejando la UE y lo que eso implica para traer de vuelta el control de nuestro dinero, la frontera y las leyes”, dijo un portavoz británico.
  • El gobierno francés:
    • Francia sólo aceptará un acuerdo con el Reino Unido si sus intereses, -particularmente en el área de la pesca-, están garantizados, dijo el presidente francés Emmanuel Macron el 1 de diciembre.
    • "Francia no aceptará un acuerdo sobre Brexit que no respete nuestros intereses a largo plazo", insistió el jefe de Estado en una conferencia de prensa ofrecida durante la visita del primer ministro belga Alexander De Croo a París.
    • Según De Croo, la UE y el Reino Unido están en "los últimos minutos de un partido de fútbol" en lo que respecta a la discusión sobre Brexit, añadiendo que consideraba importante llegar a un acuerdo, pero no a cualquier precio.
  • Bloque empresarial europeo:
    • “Un acuerdo ya”. Es básicamente el resumen del último comunicado enviado el 27 de noviembre por BusinessEurope para exigir que se llegue a un acuerdo.
    • Explican que, de lo contrario, las empresas se enfrentarán a aranceles que, en algunos casos, pueden llegar al 40%, a la necesidad de cumplir diferentes reglamentos, diferentes requisitos de origen.
    • “El comercio entre la UE y el Reino Unido se hará más difícil y mucho más caro”.
  • Bloque empresarial británico:
    • Los negocios británicos piden más tiempo para el Brexit.
    • Las empresas británicas advierten que incluso con un acuerdo comercial, ambas partes necesitan introducir cambios en los controles fronterizos en un plazo de seis meses.
    • La UE debería "reflejar" el plan del gobierno británico de introducir gradualmente controles sobre los bienes que se mueven entre Gran Bretaña y la UE, incluso si ambas partes acuerdan un acuerdo de libre comercio antes de finales de año, dijo el lobby empresarial británico.
  • La presidenta de la Comisión:
    • La presidenta de la Comisión, von der Leyen, explicó a los eurodiputados en el último pleno celebrado por el Parlamento (25 de noviembre) que a pesar de los "genuinos progresos" en las conversaciones con el Reino Unido en algunas áreas, "todavía hay tres cuestiones que pueden marcar la diferencia entre un acuerdo y ningún acuerdo... la igualdad de condiciones, la gobernanza y la pesca".
    • La UE estaba dispuesta a ser "creativa" durante los "días decisivos" que se avecinaban, añadió en su discurso, pero no pondría en peligro la integridad del Mercado Único.
  • Los eurodiputados:
    • Advirtieron en la última sesión plenaria que el Parlamento necesita tiempo para examinar los detalles de cualquier acuerdo antes de dar su consentimiento.
    • Algunos apuntaron que -si es necesario- el Parlamento podría reunirse a finales de diciembre. Se apunta al 27 de diciembre.
  • Próxima Cumbre Europea (10-11 de diciembre):
    • Charles Michel, el “anfitrión”, ha dicho a los periodistas: "Queremos que se llegue a un acuerdo (…) que tenga en cuenta las prioridades muy importantes, el juego limpio económico, la gobernanza del acuerdo."
    • Dicen que las negociaciones podrían prolongarse hasta el 10 de diciembre, cuando los líderes europeos celebren una cumbre y podrían tener que aprobar o vetar cualquier oferta que esté sobre la mesa.
  • Productos alimentarios: En UK esperan que, según el tipo de acuerdo que haya, los precios de productos básicos (tomates, naranjas, verduras…) suban debido a la burocracia adicional: declaraciones de aduanas obligatoria, y controles sanitarios a ambos lados de la frontera. Estiman que, en el caso de los cítricos, se encarezcan más de un 7% para el consumidor británico.

 

 

 

Todos los Derechos Reservados a Acento Public Affairs © Política de Privacidad | Avisos legales | Política de Cookies